La nena del boli rojo

08 mayo, 2006

Por el derecho a una muerte digna

Jorge León consiguió lo único que quería de verdad: morir con dignidad, aún lúcido y con plenas facultades mentales. No quería ser un superhombre, ni un Ramón Sampedro. Sólo quería morir, pero no podía solo. Tuvieron que ayudarle.
Ahora, cargados de hipocresía, tratan de ponerle nombre y apellidos a esa mano amiga. Ya lo dijo Jorge:
"Las leyes hacen que esa pequeña diferencia entre mover o no mover un brazo supongan que pueda salir de esta estupidez por mí mismo, que tenga que poner en peligro de cárcel a quien me haga de brazo o que acabe en una residencia esperando una cacotanasia".
In memoriam (comunicado de la familia de Jorge)
Derecho a Morir Dignamente
Manifiesto de apoyo a la despenalización de la eutanasia

Guardado en Sociedad, Denuncias.

3 Commentarios:

La opinión de... Blogger AdRiA:

Si a alguien le interesa, aquí está su weblog:
http://destiladospentaplejicos.blogspot.com

11:28 p. m.  
La opinión de... Blogger nena:

Gracias por el enlace. Ayer entré y el autor del blog señala en su profile que no es Jorge León. Eso sí, no hay posts desde el día 2.

10:20 a. m.  
La opinión de... Blogger AdRiA:

Aps, pues es verdad.
Aunque por los comentarios del día 2 parece como si lo fuera.

8:21 p. m.  

Publicar un comentario

Enlaces a este post:

Crear un enlace

<< Home